trabaja menos emprendedor

Cómo Trabajar más Inteligentemente (Para Obtener Grandes Resultados)

Hay mucha gente que recomienda trabajar más inteligentemente y no más duro, lo cual coincido 100%.

El único problema es que cuando la mayoría de la gente dice que debes trabajar más inteligentemente, realmente lo que están sugiriendo es que encuentres una manera de burlar al sistema. O, usar alguna táctica complicada. Para mi trabajar más inteligentemente no se trata de complicarse la vida o de astucia. Se trata de hacer las cosas simples que la mayoría de la gente ignora.

Continue reading →

50 Trucos Para Hacer Todo Mejor, Más Rápido y Más Fácil (Parte 3)

Todos sabemos que cumplir tareas y objetivos es clave para alcanzar el éxito. Aunque es más difícil hacerlo que decirlo. Por este motivo esta serie de artículos con trucos para hacer todo mejor, más rápido y más fácil. Si no has leído la primera parte ni la segunda parte, solo da clic en los enlaces.

Ahora continuaremos con otros 10 hacks:

  1. No rompas la cadena: Usa un calendario para rastrear tus metas diarias. Cada día que hagas algo, como escribir un artículo o trabajar en ti, márcalos con una gran “X” roja. Cada día la cadena se hará más larga. ¡No rompas la cadena! Eso es, no dejes que ningún día no marcado con la “X” interrumpa tu cadena de días exitosos.
  2. Revisa: Programa tiempo contigo mismo cada semana para observar lo que has hecho esa semana y lo que quieres hacer la siguiente semana. Pregúntate si hay nuevos proyectos que deberías estar empezando, y si en lo que estás trabajando te está moviendo más cerca de tus metas de vida.
  3. Roles: Cada persona ocupa diversos roles en sus vidas. Por ejemplo, yo soy un escritor, un estudiante, un emprendedor, un hermano, un hijo, y etc. Entender tus diferentes roles y aprender a mantenerlos distintos cuando sea necesario puede ayudarte a mantener un sentido de balance entre ellos. Haz metas alrededor de varios roles que ocupas, y asegúrate que tus metas encajen con tus metas en otros roles.
  4. Fluye: El estado de flujo ocurre cuando eres absorbido en lo que sea que estás haciendo y no tienes idea del paso del tiempo y el trabajo solo ocurre automáticamente. Es difícil desencadenarlo conscientemente, pero puedes crear las condiciones para que esto ocurra al permitirte un bloque de tiempo ininterrumpido, minimizando las distracciones, y calmándote.
  5. Hazlo ahora: Pelea contra la procrastinación al adoptar el “¡hazlo ahora!” como tu mantra. Limítate a 60 segundos al momento de tomar una decisión, decide lo que harás en cada aspecto de tu vida tan pronto se te cruce en el camino, aprende a tomar decisiones intrépidas aun cuando no estés 100% seguro. Sigue moviéndote hacia adelante.
  6. Registro de tiempo: Los abogados tienden a rastrear todo lo que hacen en el día y cuánto tiempo tardan en hacerlo para que puedan cobrar a sus clientes. Debes poder explicar tus actividades a ti mismo, así que mantén un rastreo de cuánto tiempo realmente gastas en las cosas que importan para ti.
  7. Procrastinación estructurada: Una estrategia de reconocimiento y usar tu propia tendencia en procrastinar para hacer que las cosas se hagan. Elementos en el top de la lista son evitadas al hacer tareas menos difíciles y menos importantes que están más debajo de la lista – haciendo al indeciso altamente productivo. El truco es asegurarte que los elementos en el top son aparentemente urgentes – con fechas de entregas y aparentemente largas consecuencias. Pero, por supuesto, estas realmente no son tan urgentes. La procrastinación estructurada requiere una habilidad magistral de autoengaño, lo cual afortunadamente los grandes procrastinadores son excelentes en eso.
  8. Misión personal: Escribe una misión personal, y úsala como guía para fijar metas. Pregúntate si cada meta o actividad te mueve más cerca de alcanzar tu misión. Si no es así, elimínala. Periódicamente revísala.
  9. Planeación hacia atrás: Una estrategia de planeación que trabaja desde la meta hacia tu siguiente acción. Empieza con la meta final en mente. ¿Qué tienes que hacer para completarla? Ok, ahora, ¿qué tienes que tener en orden para lograr lo que tienes que tener en su lugar para completar tu meta final? Y, ¿qué tienes que tener en su lugar para logra aquello? Y así sucesivamente, de regreso en algo que ya tienes en orden y/o puedes poner en orden inmediatamente. Esa es tu siguiente acción.
  10. Desconéctate: Crea una zona personal privada usando audífonos. La gente tiende a titubear más cuando alguien está usando audífonos. Nota: de hecho escuchar música a través de tus audífonos es opcional – nadie sabe solo tú.

¿Qué te parecen estos nuevos 10 hacks? Deja un comentario con tu opinión.

Cristopher Ramírez es emprendedor, escritor, motivador, filósofo y estratega. Ha tenido la oportunidad de desarrollar y estar involucrado en la creación de varias empresas. Es autor de Imperio Emprendedor – Mentalidad para la Era Startup, libro centrado en dar el empujón a los emprendedores a un nivel emocional. Y busca ayudar a otros a encontrar su camino hacia la grandeza. Pueden seguirlo en Twitter y en Facebook.

Crédito por la imagen: Blacktip

comunicacion efectiva

Cómo Tener una Conversación Significativa

Todos saben cómo tener una conversación porque las han tenido desde que eran unos bebés. Sin embargo, la mayoría de la gente desarrollar malos hábitos que casi les garantiza que sus conversaciones de negocios sean algunas veces sean insignificantes pérdidas de tiempo.

Aquí te dejo un proceso simple de cuatro pasos para asegurarte que cada conversación de trabajo que tengas sea significativa y valiosa de tu tiempo.

  1. Conoce POR QUÉ estás teniendo la conversación

Cada conversación debe tener su punto, o no hay punto en tenerla. Con amigos y familiares, el “punto” es comúnmente disfrutar su compañía. Ya sabes cómo hacer eso. Relájate y diviértete.

En los negocios, sin embargo, siempre hay una agenda para cada conversación, aun si parece que la conversación es solo para conocerte mejor (o vice-versa), hasta que tus colaboradores se vuelvan amigos o parte de la familia.

Por ende, cuando empieces una conversación con un colaborador, ten una meta explicita en la mente. De esta forma eres menos propenso a gastar tiempo y energía.

Similarmente, si alguien inicia una conversación contigo, vale la pena preguntarte la razón por la cual la conversación está ocurriendo y porqué ahora. No vale la pena obsesionarse, pero si tienes una idea del “por qué” es más fácil llegar hacia “dónde” la conversación necesita ir.

  1. Ignora tu “mente de mono”

Los antiguos chinos creían que todos tienen una “mente de mono” que brinca de pensamiento a pensamiento, como por ejemplo:

  • ¿Qué es lo que piensa de mí?
  • ¿Lograré hacer la venta?
  • ¿Qué tal si no puedo pagar la renta?
  • Que feas paredes.
  • Debo llegar al aeropuerto en dos horas.
  • , etc., etc.

Este ruido mental constante te drena la atención lejos de tu cliente y hacia tus propias perspectivas, prioridades y metas.

Si escuchas a tu “mente de mono”, solo escucharás un porcentaje de lo que la otra persona está diciendo. Con toda probabilidad, entenderás mal y olvidarás que fue lo que se dijo.

  1. Reconoce lo que has escuchado

Cuando la otra persona haya terminado de hablar, redefine, y caracteriza lo que la otra persona ha dicho. Esto confirma que realmente estabas escuchando hacia la otra persona, en vez de un dialogo interno (“mente de mono”).

También te previene de continuar la conversación basado en un mal entendido. La reafirmación le da a la otra persona una oportunidad de corregir tu percepción o elaborar lo suficiente para asegurarse de que realmente entendiste.

  1. Piensa y luego responde

Detente un momento para considerar lo que has escuchado y lo que ha hecho eco. Responde con una afirmación, historia, o pregunta que agregue valor a la conversación y la mueva a su punto y propósito.

Tener esta clase de conversación es difícil y fácil, por igual. Es difícil porque las “mentes de mono” de algunas personas son del tamaño de King Kong charlan tan fuerte que no pueden oír nada más.

Sin embargo, una vez que hayas aprendido a ignorar el parloteo, esta forma de escuchar, refeccionar, y hablar rápidamente se vuelve secundaria. Y esa es la parte fácil.

Cristopher Ramírez es emprendedor, escritor, motivador, filósofo y estratega. Ha tenido la oportunidad de desarrollar y estar involucrado en la creación de varias empresas. Es autor de Imperio Emprendedor – Mentalidad para la Era Startup, libro centrado en dar el empujón a los emprendedores a un nivel emocional. Y busca ayudar a otros a encontrar su camino hacia la grandeza. Pueden seguirlo en Twitter y en Facebook.

Crédito por la imagen: La Conversación

Los beneficios del trabajo inteligente sobre el trabajo duro

Nosotros los jóvenes motivados a veces somos susceptibles a creer que si trabajamos incansablemente duro eventualmente seremos exitosos. Nos han enseñado que avanzaremos en la vida si ponemos una gran cantidad de nuestro tiempo y energía.

Desafortunadamente, hay un posible escenario en donde tú trabajes arduamente y nadie lo note. Es un escenario que muchas personas han visto, un día ve a tu trabajo y fíjate quien es el que está en la cima.

Probablemente estas personas llegaron ahí porque trabajaron duro, o tal vez por el hecho de lo inteligente que trabajaron. Debes descubrir el significado de estas palabras si quieres alcanzar el éxito. Continue reading →